Con una extraña campaña “pro seguridad del ciclista”, el Transporte de Londres ha colocado stickers que ha ofendido grupos ciclistas locales.

london_cycling

El argumento del Transporte de Londres es que su campaña busca reducir los índices de accidentes entre ciclistas y camiones. Sin embargo, lo que molesta a los pedaleantes es la redacción y gráfica del anuncio, pues los trata como usuarios de segunda clase en el arroyo vehicular, además de que exime de responsabilidad a los conductores de automotores por no usar sus espejos laterales y retrovisores.

Los grupos piden que para finales de marzo todos los vehículos del sistema de transporte de Londres todos los vehículos, excepto los tráilers, remuevan los stickers.

Con información de www.road.cc

Pin It on Pinterest

Share This